Sábado. 20.01.2018 |
El tiempo
Sábado. 20.01.2018
El tiempo

La operación Cóndor investiga el reparto de sobres de 2.500 euros entre mandos del Ejército

El teniente coronel detenido se tapa la cara a la salida del juzgado en una furgoneta el domingo
El teniente coronel detenido se tapa la cara a la salida del juzgado en una furgoneta el domingo
El teniente coronel está imputado por revelar a Monbus información de los contratos, mientras que el sargento era el último eslabón. De Lara sospecha que hay más miembros de la cadena de mando que se llevaban parte de ese dinero

El juzgado de la operación Cóndor investiga el reparto entre la cadena de mando de Ejército de sobres de 2.500 euros, que, se sospecha, llegarían periódicamente desde la empresa Monbus para el supuesto pago de favores por información privilegiada facilitada para la obtención de contratos de transporte de militares.

Fruto de estas pesquisas, Aduanas detuvo a una mujer, que suma el arresto número 11 de la operación, una venezolana que permanece desde el sábado en los calabozos de la Policía bajo la acusación de blanqueo de capitales. Esta mujer es empleada de Monbus y presuntamente ejercía de enlace entre la empresa y el Ejército.

La decisión de detener el pasado jueves a dos miembros del Ejército fue tomada por la jueza De Lara ante la sospecha de irregularidades en los contratos para el transporte de militares. Según pudo saber este periódico, se trataría de los dos polos de la supuesta trama, el de más alto rango y el de menor, es decir, un teniente coronel y un sargento. Las conversaciones telefónicas intervenidas recogerían al menos una conversación donde el alto mando revela información secreta sobre los concursos, con el fin de facilitar a Monbus la adjudicación.


La operación Cóndor investiga el reparto de sobres de 2.500 euros...