jueves. 03.12.2020 |
El tiempo
jueves. 03.12.2020
El tiempo

Ocaso de la industria eólica en As Somozas al agotarse los pedidos

Concentración de trabajadores ante la factoría de Siemens Gamesa en As Somozas. EP
Concentración de trabajadores ante la factoría de Siemens Gamesa en As Somozas. EP
Siemens-Gamesa solo garantiza carga hasta fin de ano y el plantel, integrado por unos 250 trabajadores indefinidos, teme un Ere

La fábrica de palas para aerogeneradores que Siemens Gamesa tiene en el concello coruñés de As Somozas afronta un futuro incierto, pues la propia dirección apunta que la carga de trabajo garantizada alcanza solo hasta finales de año. Después de que a inicios de mes la compañía comunicase su decisión de prescindir de 20 efectivos con contrato eventual y de otros 32 cedidos por empresas de trabajo temporal, ahora los sindicatos temen que a finales de año se plantee un expediente de regulación de empleo extintivo (Ere) para los 250 trabajadores indefinidos.

El escenario es sombrío al conjurarse varios factores. De un lado, la falta de inversiones en la planta para poder producir nuevos modelos y ajustarse así a un mercado en el que los molinos tienen mayores dimensiones. Hoy por hoy, la factoría produce el modelo SG- 114, cuyas palas alcanzan los 57 metros y las propias instalaciones están concebidas para producir componentes de, como mucho, 70 metros, cuando en el mercado ya existen piezas que superan los 100. Se trata de componentes concebidos para zonas con limitación de altura, como áreas militares o en las que se pueden generar interferencias con radares de vigilancia aérea o, por ejemplo, de Salvamento Marítimo.

A esta circunstancia se suma la competencia de la factoría que Siemens Gamesa adquirió en abril en la localidad portuguesa de Vagos, lo que ya entonces suscitó los peores presagios en As Somozas al ver cómo la multinacional activó inversiones para dotarse de moldes para fabricar palas.

El vicepresidente económico de la Xunta ha solicitado a los ministerios de Industria y Transición Ecológica una reunión para abordar la situación de la factoría de forma conjunta

El tercer factor que agudiza la crisis de la planta es el parón que afecta a las renovables a la espera de que el Ministerio de Transición Ecológica establezca el calendario del nuevo sistema de subastas de potencia renovable que garantizará a los promotores un precio por kilovatio hora producido durante 20 años, un aspecto clave para que se descongelen los proyectos y los fabricantes de componentes puedan optar a nuevos pedidos.

Para procurar una solución, fuentes de la Consellería de Economía confirmaron este viernes a AGN que, tras entrevistarse con el comité de empresa, el departamento ha solicitado a los ministerios de Industria y Transición Ecológica una reunión para abordar la situación con la dirección, la Xunta y los trabajadores, que el jueves iniciaron una huelga de 24 horas para pedir carga de trabajo. La intención del conselleiro Francisco Conde es solicitar que, cuanto antes, se especifique el cronograrma de las subastas de potencia renovable para que el sector reactive las inversiones. Tras un 2019 en el que en los montes gallegos comenzaron a operar 18 parques, lo que supuso sumar 416 MW, este año serán solo seis, con una potencia conjunta de unos 150 MW. Afectado por el covid, el sector está pendiente de los incentivos fiscales para las repotenciaciones, las subastas y la ordenación de las solicitudes de conexión a la red.

El futuro mira hacia la eólica flotante
Convencido de que el futuro de la factoría y de Ferrolterra pasa por convertirse en un hub especializado en la fabricación de componentes para la eólica marina flotante y por desarrollar esta fuente en el litoral gallego, el responsable estatal de renovables de CC.OO.-Industria, Francisco Méndez, incide en que la fábrica precisa carga de trabajo "de inmediato".

Un contrato en Egipto
Entre los proyectos que Siemens Gamesa estudia figura un posible contrato para suministrar palas SG-114 a un proyecto con limitación de altura en Egipto. El representante de CC.OO., que augura que la carga de trabajo se acabará ya este mes, urge a la Xunta a apurar la autorización de "3.000 MW" que están en un "avanzado estado de tramitación" y también pide refrendar el convenio de transición justa de la térmica de Meirama, dado que los parques que proyectó Naturgy serían una oportunidad para la planta.
 

Ocaso de la industria eólica en As Somozas al agotarse los pedidos
Comentarios