lunes. 20.09.2021 |
El tiempo
lunes. 20.09.2021
El tiempo

Detenido por destrozar el coche de una vecina que no le dejaba dormir

La denunciante aseguró que tocó varias veces la puerta del arrestado, que era su amigo, para interesarse por él 

La Policía Nacional ha detenido a un hombre de 33 años, natural de Ourense y al que le constan diez detenciones anteriores, como presunto autor de un delito de daños tras presuntamente destrozar el vehículo de una mujer porque, según ha asegurado a los agentes, ésta no le dejaba dormir. La denunciante ha justificado que el sujeto era su amigo y que tocó varias veces en la puerta de su vivienda para interesarse por él. 

Según han señalado fuentes policiales, los hechos que motivaron la detención ocurrieron en la madrugada del pasado lunes, cuando a las 03.10 horas recibieron una llamada en la Sala 091 en la que una persona alertaba que un hombre estaba rompiendo su coche. 

Así las cosas, los agentes del Grupo de Seguridad Ciudadana se dirigieron al lugar y, a su llegada, la denunciante les manifestó "que se fue a interesar por esta persona, que es amiga suya, tocando en varias ocasiones en la puerta del domicilio sin recibir respuesta".  Momentos más tarde, cuando la mujer ya se encontraba en la vía pública, el arrestado apareció en la calle y la amenazo de muerte. A continuación, comenzó a golpear el vehículo "causándole daños, fracturando los faros delanteros, los retrovisores y el cristal triangular trasero izquierdo". 

Además, el hombre, al observar que la requirente llevaba una botella de vino en el bolso, "se la quitó y rompió con ella la ventanilla del vehículo, pudiendo apreciar trozos de la misma en el interior del coche", según ha concretado el cuerpo de seguridad. 

El detenido, que pasará este martes a disposición judicial, reconoció a los agentes actuantes que el causante de los daños había sido él "porque esa mujer le estuvo golpeando la puerta durante un periodo largo de tiempo y no lo dejaba dormir".

Detenido por destrozar el coche de una vecina que no le dejaba dormir