lunes. 18.11.2019 |
El tiempo
lunes. 18.11.2019
El tiempo

El furor del 'crush' en Galicia

Un joven consulta la cuenta @salseo_usc en su smartphone. AGN
Un joven consulta la cuenta @salseo_usc en su smartphone. AGN

La tecnología se abre paso entre las barras de bar y pistas de baile como medio de flirteo. Varias cuentas de Instagram ayudan a los universitarios gallegos a dar con su media naranja

Instagram está tan presente en la vida de los jóvenes actuales que ha traspasado la barrera de la red social para convertirse en una suerte de álter ego digital. Un espacio donde retransmiten cada acción diaria —por rutinaria que sea— pero en el que también compran ropa, realizan consultas sobre sus estudios, críticas sobre bares y restaurantes... y ligan.

Con esta última intención han surgido varias cuentas de Instagram que están causando furor entre los universitarios gallegos. Todas llevan en su título la palabra clave "salseo" acompañada de su "área de influencia": @salseo_usc en el campus de Santiago, @salseouvigo en Vigo, @salseo_usclugo en Lugo... El objetivo es claro: "Salseo está aquí pa que folles o lo que surja", puede leerse en el encabezado de una de ellas, evidenciando que en el cortejo 2.0 prima la concreción sobre cualquier estrategia de seducción.

Siguiendo esta premisa, los usuarios y usuarias —en una proporción bastante similar— buscan a su crush, un término que ha sustituido a la anticuada media naranja por referirse a algo más efímero. Un ejemplo: "Hola salseo, busco el insta de mi crush. Es un chico que ayer estaba en la parte de abajo de Intercentros [una de las bibliotecas de Lugo]. Creo que hace Veterinaria. Iba vestido con camiseta gris y tiene el pelo ondulado y negro. Anónimo plis". Otro, a modo de anuncio por palabras: "Chico serio y responsable busca chica en Santiago para amistad o lo que surja. Anónimo porfa".

Estos textos fueron enviados previamente por mensaje privado los administradores de estas cuentas de Instagram, que hacen una simple captura de pantalla y los publican, asegurando de esta forma el anonimato. A partir de ahí, el mecanismo es el siguiente: otros usuarios responden a estas publicaciones citando a contactos suyos que encajen en la descripción. Después, el emisor del mensaje original, el crush searcher, podrá revisar los perfiles sugeridos por si se tratase de la persona buscada y, en última instancia, iniciar un chat privado con ella.

En la práctica estas cuentas sirven para que cientos de jóvenes se conozcan, se ajusten o no a la descripción del autor del mensaje

Claro que eso es solo la teoría, porque también hay quien se lanza a hablar pese a que las propuestas recibidas poco tengan que ver con la persona buscada. Y, del mismo modo, muchos seguidores de estas cuentas citan a amigos totalmente ajenos a lo descrito por el emisor del mensaje simplemente para gastarles una broma o para empujarlos a conocer a alguien.

EFECTIVIDAD. Se trate o no de la persona a la que se buscaba originariamente, la realidad es que se producen decenas de interacciones diarias entre jóvenes de los campus de toda Galicia con estas cuentas de Instagram como catalizadoras. ¿Y tienen éxito? "Sí, muchos acaban quedando; me mandan después mensajes de agradecimientos e incluso fotos de ellos juntos", explica el administrador de uno de estos perfiles, que prefiere no revelar su identidad.

Esta suerte de Cupido anónimo cuenta que se decidió a crear su perfil de @salseo por imitación, "porque en otras universidades españolas ya los había y vi que funcionaban". Y su labor, aunque comenzó de forma desinteresada, le reporta ahora beneficios. No quiere hablar de cifras, pero al tener 10.000 seguidores puede embolsarse más de 500 euros al mes.

El anonimato, condición sine qua non para lanzarse
Es un hecho que en el flirteo 2.0 los pasos a la hora de conocer a alguien avanzan más deprisa. Especialmente los iniciales, porque en las redes es mucho más sencillo que surja un primer acercamiento en forma de conversación por chat. Y esta facilidad se debe al anonimato que confiere internet. En Instagram muchos usuarios ni siquiera ponen su nombre en el perfil y, aunque lo hagan, saben que quizás no vean a la otra persona en su vida a no ser que queden con ella. Y eso espanta los miedos.

En lo que concierne a las cuentas de @salseo de las universidades gallegas, el administrador garantiza el anonimato de los emisores de los mensajes, lo que hace que se lancen a escribir aspectos sobre la persona a la que buscan que, de saberse su identidad, jamás publicarían.

Y aunque después sean citados otros usuarios como posibles candidatos, la hipotética conversación se iniciará a través de mensaje privado, por lo que nadie se enterará si han contactado o no con ellos.

Pros y contras
Este mecanismo, y el de las redes en general, hace que cuando dos personas quedan cara a cara ya tengan mucha información sobre el otro. Y esto tiene sus ventajas e inconvenientes: los más tradicionales dirán que se pierde cierto misterio en la primera cita y que tendrán menos de que hablar, mientras que los adeptos del ligoteo 2.0 lo ven positivo por conocer ya los gustos e intereses del otro.

El furor del 'crush' en Galicia
Comentarios