Viernes. 20.04.2018 |
El tiempo
Viernes. 20.04.2018
El tiempo

El comercio gallego se une a la fiebre del Black Friday con lluvia de ofertas

Una mujer, en un establecimiento durante el Black Friday de 2015
Una mujer, en un establecimiento durante el Black Friday de 2015
Si bien la tecnología copa la intención de compra, seguida de moda y juguetes, cada vez más se están subiendo al carro los servicios, como restaurantes o peluquerías

Hoy es Black Friday. Las grandes superficie se frotan las manos en una fecha que desde hace ya tres años que se coló en España. Esta jornada ya se está consolidado como un día especial de rebajas que da el pistoletazo de salida a las compras navideñas, aunque las organizaciones de consumidores apelan a la sensatez para sacar el máximo provecho y sobrevivir a la "vorágine" de las compras.

ORIGEN. El Black Friday (Viernes Negro) tiene su origen en Estados Unidos, donde el comercio ofrece importantes descuentos al día siguiente de la fiesta de Acción de Gracias. Este año se prevé un gasto medio por persona de 221 euros y la facturación total del comercio crecerá el 24%, según un informe elaborado por Worten y la consultora Gfk.

Hay establecimientos y plataformas on line que llevan toda la semana anunciando sus rebajas, algunas de hasta el 70%, que, en algunos casos, se prolongarán todo el fin de semana y el próximo lunes.

Asociaciones de consumidores consultadas por Efe coinciden en que puede ser una buena ocasión para adelantar las compras de Navidad, pero también advierten de que no es oro todo lo que reluce, por lo que hay que estar alerta para que no nos den gato por liebre. "Da el pistoletazo de salida para las compras navideñas, pero sabiendo que no se rebaja todo", señala Ileana Izverniceanu, directora de Relaciones Institucionales de la Organización de Consumidores y Usuarios (Ocu), que lleva desde octubre haciendo un seguimiento de precios en 21 grandes cadenas de tiendas on line.

OFERTA VARIADA. Si bien la tecnología (electrodomésticos, imagen, sonido, electrónica, telecomunicaciones y telefonía) copa la intención de compra, seguida de moda y juguetes, cada vez más se están subiendo al carro los servicios y, así, restaurantes, hoteles, peluquerías o compañías aéreas también ofrecen sus descuentos.

Las organizaciones recuerdan que no se trata de liquidaciones de productos de estocaje ni con taras, que tiene que figurar el precio rebajado junto con el anterior y que la garantía y la calidad debe ser la misma que en periodo de no rebajas.

El comercio gallego se une a la fiebre del Black Friday con lluvia...