domingo. 17.11.2019 |
El tiempo
domingo. 17.11.2019
El tiempo

El Xacobeo cojo

La posibilidad cada día más real de que el Ave no llegue a Compostela en 2021 merma el potencial del próximo Año Santo

EL AÑO XACOBEO 2021 constituye hoy por hoy uno de los grandes proyectos estrella de la Xunta de Galicia, que en su plan estratégico contempla más de 230 millones de inversión, la creación de más de 11.000 empleos y la visita de casi 10 millones de turistas, unas cifras que, en su conjunto, podrían empujar el PIB gallego casi un punto (0,9%).

La Xunta no escatimará tiempo y dinero en el primer Xacobeo del que disfrutará Galicia en once años, pero no hay que olvidar que en un proyecto de tal magnitud existe una enorme dependencia de muchos aspectos que se escapan al Gobierno autonómico: desde la implicación y el comportamiento de la propia sociedad hasta los pequeños detalles de la gestión municipal o grandes cuestiones donde tiene que arrimar el hombro el Gobierno central. Y es así donde se enmarcan las infraestructuras.

Y es que, aunque el plan estratégico de la Xunta no se detenga especialmente en este ámbito, las comunicaciones resultan un eje fundamental para conseguir esas cifras récord que se fijó el equipo de Feijóo.

→ Un nuevo retraso del Ave
Durante la transición en Fomento entre los ministros Ana Pastor y De la Serna se fijó la fecha final de la llegada del Ave a Galicia en el último trimestre de 2019. Se asumió que sería en pruebas, pero la realidad de las obras vuelve a desenmascarar a los políticos. En una de sus últimas visitas sobre el terreno a tierras ourensanas, el delegado del Gobierno, Javier Losada, habló ya de la alta velocidad en pruebas para 2020. La noticia coincide con la reciente confesión pública de que la estación intermodal de Santiago, capital y epicentro del Xacobeo, tampoco llegará a tiempo para esa cita. Es más: la línea entre Zamora y Pedralba, la que acerca el Ave a las puertas de Galicia, sigue en pruebas, cuando en su momento se barajó que sería una de las inauguraciones estrella justo antes de de la campaña de las elecciones generales del 28-A. Pero al final hay dudas incluso de que opere este año.

En este escenario es comprensible que vuelva a salir a la luz el pesimismo sobre el Ave gallego. El Año Santo 2021 puede arrancar sin conexión de alta velocidad de Galicia con la Meseta, una responsabilidad exclusiva del Gobierno central que puede tener consecuencias para las previsiones de la Xunta, sobre todo en lo referido a la intención de superar esa cifra de los 9,3 millones de visitantes. Sin Ave a Galicia, el Xacobeo 2021 quedará cojo.

→ Prolongar la línea a Santiago
El primer año jubilar era la excusa perfecta para agilizar al máximo el Ave a Galicia pero, sobre todo, para acometer una actuación relativamente sencilla y barata —en el mundo del ferrocarril siempre se habla en decenas o cientos de millones— que, de no hacerse, dejará de nuevo a la comunidad con tramos de absoluta obsolescencia en una España de modernos ferrocarriles. Ya ocurrió en su día con la línea de Monforte-Lugo-A Coruña o con la de Vigo a Valença, convertidas hoy en reductos diésel en un mapa ferroviario totalmente electrificado. Ahora, se corre el riesgo de que el trayecto entre Ourense y Santiago quede como uno de los pocos de España por donde viajen convoyes de alta velocidad en ancho de vía ibérico y no en el ancho internacional (UIC) en el que circula el auténtico Ave.

Las traviesas polivalentes instaladas en su día en la línea de alta velocidad Ourense-Santiago convertirían el cambio de ancho hasta la capital gallega en una obra menor, proyectada y presupuestada en su momento en apenas 8 millones de euros y con una ejecución realmente sencilla. Esto permitiría al Ave llegar de Madrid a Santiago sin necesidad de esperar por los nuevos trenes Avril de rodadura desplazable, ya que hasta que empiecen a operar, los pasajeros tendrán que cambiar de tren en Ourense.

→ ¿Y qué pasa con los aeropuertos?
En la política de infraestructuras de comunicación de cara al Xacobeo tampoco estaría de más planificar la política aeroportuaria gallega, un asunto que lleva años pendiente en Galicia y que aquí sí depende de tres ayuntamientos, Xunta y Fomento. Y es que una conexión directa con Asia, como la que operó hasta hace poco Turkish Airlines, abriría la puerta del Xacobeo al siempre suculento y nutrido mercado asiático.

Balseiro, la esencia detrás de las bromas de jabalíes y Robin Hood

20190726_Visita_campamento_NO FALTARON en los últimos días las bromas alrededor de la imagen en la que el delegado de la Xunta en Lugo, José Manuel Balseiro, aparece arco en mano en un campamento juvenil en A Ulloa junto a la responsable de Xuventude de la Xunta, Cristina Pichel. La más recurrente fue la de que se unirá a los arqueros que combaten los jabalíes en Lugo, pero tampoco faltó quien lo identificó con un Robin Hood que le saca a los ricos para dárselo a los pobres, la esencia de la política, aunque a veces sea al revés. Bromas aparte, muchos compañeros tendrían que tomar ejemplo del mariñano, ya que al PPdeG le faltó en los últimos tiempos algo que precisamente a él le sobra: pisar la calle.

Pérez Jácome, muy suelto entre el PPdeG
EL ALCALDE de Ourense y líder de Democracia Ourensana, Gonzalo Pérez Jácome, fue uno de los invitados que más focos acaparó esta semana en el acto de entrega de las Medallas de Ouro de Galicia 2019. Allí, en la Cidade da Cultura, debutaba en un evento de esta magnitud y se le vio especialmente suelto entre los altos cargos de la Xunta y del Partido Popular de Galicia. Con José Manuel Baltar como maestro de presentaciones y ceremonias, Jácome conoció a buena parte de los conselleiros y, una vez más, se presentó en un acto público con una muy buena sintonía con el barón ourensano del PPdeG. La gran incógnita de esa relación reside en saber si, dentro de algo más de un año, Democracia Ourensana lanzará un proyecto para las elecciones autonómicas, como siempre tuvo previsto Jácome, o si por la contra unirá indirectamente sus fuerzas a las del proyecto del PP gallego. En un escenario tan igualado como el que parece presentarse, el puñado de votos fieles a DO y Jácome puede resultar decisivo.

 

Las ausencias de En Marea el 25 de julio
LA FRAGMENTACIÓN del nacionalismo y el rupturismo en su celebración del Día da Patria no es ninguna novedad, sino que es la estampa habitual desde que en enero de 2012 el Bloque saltó por los aires en Amio. Sin embargo, este 25 de julio sí dejó una imagen en la celebración de En Marea que puede tener su relevancia. Y es que en la fiesta del partido instrumental que dirige Luís Villares fueron más noticia los que no estuvieron que los que asistieron. Así, aunque el diputado Pancho Casal sí acudió a arropar a su portavoz y a la marca en un día en el que los diferentes actos sirven, entre otras cosas, para exhibir músculo político, no estuvieron los otros dos compañeros que le quedan a Villares en O Hórreo: Paula Vázquez Verao y Davide Rodríguez. La primera, como todo lo que tiene que ver con Cerna, parece que últimamente marca algunas distancias con la línea oficial del partido. Y el segundo colgó una foto en Twitter celebrando el Día de Galicia en las montañas de Seoane. Si En Marea quiso exhibir músculo, no lo logró.

El Xacobeo cojo
Comentarios