miércoles. 08.12.2021 |
El tiempo
miércoles. 08.12.2021
El tiempo

"El 70% del genoma del Covid-19 ha mutado y su poder infeccioso es casi 10 veces más potente"

Javier Cabo Salvador
Javier Cabo Salvador
La mascarilla y los rayos ultravioleta han frenado la expansión del coronavirus, pero el experto pontevedrés Javier Cabo augura un otoño difícil 
Citar todo el currículum del pontevedrés Javier Cabo ocuparía todo el texto de la entrevista, pero de forma muy resumida se puede destacar que es doctor en Medicina y Cirugía Cardiovascular (UAM), catedrático de Ingeniería Biomédica (UCAM), catedrático de Investigación Biomédica y Gestión Hospitalaria (UCNE), y catedrático y director del Departamento de Ciencias de la Salud (de UDIMA). Además, dirigió el equipo del Hospital La Paz que el 15 de mayo de 1994 realizó el primer trasplante cardiaco pediátrico de España y hasta el año pasado formaba parte del Consejo Nacional de Expertos, órgano que abandonó a causa del "cambio de política y de programas que se estaban haciendo".

 

¿Qué opinión le merece la gestión de la pandemia que está haciendo el Gobierno central?
La gestión ha sido nefasta y lo sigue siendo porque no hay una planificación efectiva. El Gobierno ha desoído los informes oficiales, ha desprotegido a nuestros sanitarios y a las fuerzas de seguridad del Estado, ha abandonado a nuestros ancianos, ha comprado mal y tarde algunos de los recursos sanitarios necesarios, y lo que es peor aún: ha escondido a los muertos falseando datos tan importantes en una epidemia, como son la mortalidad global ocasionada. España es el quinto país del mundo en número total de contagios por millón de habitantes con 5.661 casos, solamente por detrás de Ciudad del Vaticano, Qatar, Luxemburgo, San Marino y Andorra, y tiene el deshonor de ser el país con mayor ratio del mundo de contagios entre el personal sanitario, con más de 43.000 contagios que representan casi el 20% de los contagios de todo el país. Tampoco han hecho una planificación para estar preparados para el posible brote que se prevé para otoño. Se actúa con improvisación.

Pero la sociedad también tiene que entonar el mea culpa...
Lógicamente, porque veo que la gente no es realista frente al problema. No se ha comunicado públicamente, pero desde finales de febrero el virus ha mutado a nivel internacional. El 70% del genoma mundial del virus ha cambiado y actualmente su poder infeccioso es casi 10 veces más potente. Estamos ante un problema peor, pero ni se anuncia ni se toman medidas al respecto. El problema vendrá en otoño, cuando coincida los otros virus. Si con la gripe ya se saturaban los hospitales, si coincide con esto va a ser caótico. Ahora contamos con la ventaja de que el virus se debilita con los rayos ultravioletas del sol y el calor, pero cuando venga el frío veremos qué sucede.

Es por el calor y el uso de la mascarilla que, pese a ser más infeccioso, no hay tantos contagios...
Lógicamente la mascarilla protege porque la vía de entrada de este virus es a través de las mucosas respiratorias y, si proteges la vía entrada, evitas que la carga vírica entre en tu organismo.

Su uso debería ser obligatorio en todas las comunidades.
Categóricamente sí, en toda España.

"Se desconoce si tendrá un patrón estacional, aunque yo intuyo que sí (...) Estará con nosotros hasta que aparezca una vacuna o un medicamento específicoç"

Hay expertos que dicen que la impresivibilidad con la que actúa el virus no permite aseverar que haya una segunda oleada. ¿Usted qué piensa?
Se desconoce si el virus SARS-CoV2 tendrá un patrón estacional al igual que ocurre con otros virus respiratorios, como la gripe o los coronavirus causantes de los catarros comunes, aunque yo intuyo que sí. Es un virus que ha venido para quedarse. Las características de su base genética hacen que sea uno de los virus más grandes que hay, con casi 30.000 bases microgenadas, muchas más de las que tiene el virus del SIDA, el ébola o la gripe. Además, es muy eficiente a nivel viral, porque produce muchas copias muy rápido y, encima, tiene unas enzimas que corrigen las copias defectuosas. Es muy inteligente. Va a estar con nosotros hasta que aparezca una vacuna o hasta que haya un medicamento específico para el coronavirus, porque todos los tratamientos que se han probado son totalmente empíricos.

Critica que el Gobierno actúa con improvisación. ¿Qué se debería hacer ya?
Creo que ya estamos faltos de tiempo, porque el otoño está a un paso. Lo primero es preparar unidades de tratamiento específico. Se sabe que esta pandemia lo que más necesita es asistencia respiratoria, pues bien: España con 47 millones de habitantes tiene solamente 9,7 camas de UCI por 100.000 habitantes y Alemania, con 83 millones de habitantes, tiene tres veces más, 29,2 por cada 100.000. Por eso hay que dotar más camas de UCI y formar al personal que usará esos respiradores, porque no todos están capacitados. Además, hay que disponer de equipos de protección individualizados, que como vimos fueron insuficientes. Muchos profesionales han fallecido por culpa de la falta de medios de protección y puede volver a pasar en cuanto regrese el virus. Hay que cambiar de paradigma y adelantarse a los efectos. Ponerse en el escenario peor para que la gestión sea positiva. 

"Hay que dotar más camas de UCI y formar al personal que usará los respiradores"

Los laboratorios buscan a la carrera una nueva vacuna. ¿Llegará a tiempo para el próximo invierno?
Se están desarrollando 178 vacunas contra el SARS-CoV-2 probando diferentes métodos. Normalmente el desarrollo de una vacuna puede llevar en torno a diez años y, por mucho que se acorten los plazos, se necesita un mínimo de 15 meses para todo el proceso de la fase preclínica, un mínimo de 24 meses para los ensayos clínicos y un mínimo de diez meses para los registros, comercialización y distribución. En total estamos hablando de unos 48 meses. Para agilizar los procesos y con la esperanza de acortar tiempos se está empleando un nuevo modelo avalado por la OMS y publicado recientemente en el New England Journal of Medicine, que aboga por una ‘Infección Controlada Humana’ (CHIM) bajo estrictos controles de planificación y con
monitorización y trazabilidad escrupulosa. No obstante, creo que hasta 2022 no vamos a tener vacuna efectiva, seguro. Por eso habrá que actuar con precaución y seguir investigando en otros campos más fáciles que la vacuna, analizando qué medicamentos evitan la entrada del virus en el organismo y cuáles pueden disminuir la replicación viral.

Dos positivos nuevos y dos altas, que dejan en nueve los casos activos
El área sanitaria de Pontevedra y O Salnés continúa con nueve casos activos, de los que dos son nuevos diagnósticos. Así se desprende del número de altas, que según el parte oficial comunicado ayer, ha pasado de las 902 a las 904 (manteniendo nueve casos activos). Ninguno de los enfermos ha requerido de ingreso hospitalario, por lo que los hospitales del área, tanto públicos como privados, siguen libres de coronavirus.

Desde el inicio de la pandemia, la enfermedad ha causado el fallecimiento de 16 personas del área sanitaria, todas ellas con patologías previas y la mayoría con edades comprendidas entre los 70 y los 90 años. El último deceso fue comunicado el pasado 1 de mayo. 

"El 70% del genoma del Covid-19 ha mutado y su poder infeccioso es...
comentarios