domingo. 17.10.2021 |
El tiempo
domingo. 17.10.2021
El tiempo

La madre del bebé defiende que el consumo fue accidental: "En su casa no hay hachís"

Entrada principal del hospital Lucus Augusti (Hula). AEP
Entrada principal del hospital Lucus Augusti (Hula). AEP

El pequeño que ingirió hachís recibió el alta y ya está con una familia de acogida ►La madre podrá visitarlo dos veces por semana

El bebé que ingirió hachís ya está con una familia de acogida después de que este lunes recibiese el alta en el Hula. El juzgado no atendió el recurso de la madre, por lo que la Fiscalía ni se llegó a pronunciar sobre el asunto.

El menor, de 16 meses, llevaba desde el pasado martes ingresado, aunque su estado de salud, desde hace unos días, ya era bueno.

Según explicaba el domingo el abogado de la madre, Javier Latorre, la decisión de la jueza de retirar la custodia sin investigar a fondo las circunstancias personales del niño y de su madre es "desproporcionada", y sobre todo sin pedir un informe a la Fiscalía.

El letrado indicaba en su recurso que la madre no consume drogas y que se ocupa con total dedicación del pequeño. Pese a la decisión del juzgado de restringir las visitas en el Hula, los servicios sociales prefirieron permitir que la madre esté las 24 horas del día al lado del bebé, hospitalizado en el ala de Pediatría.

ANALÍTICAS. La intoxicación por hachís se detectó en los análisis que le realizaron al pequeño el pasado martes por la mañana en el Hula, adonde llegó derivado del Punto de Atención Continuada de Vilalba. Aparte de esa primera analítica, se han enviado muestras de orina al servicio de Toxicología "con el fin de concretar el nivel de toxicidad, si fuera posible" y para precisar si la intoxicación se produjo "por impregnación o por ingesta directa", según la información facilitada por el Tribunal Superior Xustiza de Galicia.

A su vez, se ha "acordado" realizar "análisis de cabello del bebé para determinar si ha habido consumo continuado en el tiempo". Los resultados que arroje esta última prueba servirán "para constatar si existe facilitación directa o se trata de ingesta accidental", indica el TSXG.

La madre del bebé no se explica cómo pudo producirse el contacto del pequeño con esta sustancia. Su única sospecha es que el niño haya podido encontrar algo y llevárselo a la boca la tarde anterior a los hechos, mientras estaban tomando algo con un grupo de amigos en una terraza de Vilalba.

Varias horas después, al despertar hacia las 6 de la madrugada del martes, cuando le iba a dar el biberón de la mañana como cada día, tuvo espasmos y perdió por momentos la consciencia, unos síntomas que recordaban a los de un ataque epiléptico.

El médico del centro de salud le administró una pequeña dosis de Valium y pidió una ambulancia para que lo trasladaran de urgencia al Hula. El pequeño lleva, por tanto, prácticamente una semana ingresado.

La madre del bebé defiende que el consumo fue accidental: "En su...
Comentarios