El tiempo
miércoles. 29.06.2022
El tiempo

¿Por qué es imprescindible usar gafas de sol en verano?

gafas de sol en una playa

No es ningún secreto que las gafas de sol son un complemento de moda muy apreciado por algunas personas. Ni tampoco que la mayoría de quienes las usan lo hacen para disminuir las dificultades de visión que produce una excesiva luminosidad solar.

Pero existe un tercer motivo para lucir gafas de sol, mucho más importante que los dos anteriores: este tipo de gafas son una herramienta preventiva de primer orden.

Las gafas de sol, especialmente en verano, son la clave para evitar diversas afecciones oculares, todas ellas ocasionadas o potenciadas por los efectos nocivos de la radiación solar.

Consecuencias de no usar gafas de sol

Hagamos un breve repaso de los trastornos visuales que puede ocasionar o acelerar un exceso de luz solar. Algunos son leves, otros no tanto y los hay de extrema gravedad:

Quemaduras en la retina

La causa principal de las quemaduras muy graves de retina (que pueden conllevar ceguera definitiva) es mirar directamente hacia el sol sin un cristal con un filtro especial (las gafas de sol convencionales tampoco nos protegen en ese caso).

Pero también pueden producirse quemaduras de retina de carácter leve o menos grave cuando nos sometemos a exposiciones solares prolongadas, sin ninguna protección visual.

Aumento de la probabilidad de sufrir cataratas, glaucoma y degeneración macular

El porcentaje de pacientes con estas afecciones oculares no solo es mayor entre aquellos que reconocen haber sufrido exposiciones excesivas y continuadas a la luz solar, sino que experimentan estos trastornos a edades más tempranas.

No olvidemos que estas tres afecciones visuales pueden llegar a causar ceguera absoluta y que las dos últimas no tienen tratamiento correctivo.

Ojo seco

En los trastornos crónicos de ojo seco no solo influyen las pantallas de los dispositivos electrónicos. La intensidad de la radiación solar es mucho mayor que la cualquier pantalla y otra de las causas de que se manifieste este trastorno ocular en adultos de todas las edades.

Carcinomas oculares

Aunque no sean muy comunes, también existen ciertos carcinomas que afectan al globo ocular. Y como ocurre con el cáncer de piel, el sol tiene que ver mucho en su génesis.

Fatiga ocular y/o dolores de cabeza

Se trata de trastornos leves que desaparecen en pocas horas, pero son el aviso de que la exposición ocular a la luz del sol ha sido excesiva y peligrosa.

Episodios de sequedad ocular, irritación, picor o lagrimeo

Ocurre lo mismo que en el caso anterior. Los síntomas se van antes de un día, pero debemos tomar buena nota: el ojo nos advierte de los efectos indeseados de la radiación solar.

Degeneración prematura de los tejidos oculares

Para finalizar, la luz solar produce a largo plazo en el ojo unos efectos similares a los experimentados en la piel: el envejecimiento y la degeneración prematura de todos los tejidos que conforman la estructura del globo ocular.

Beneficios de usar gafas de sol

Acabamos de repasar las consecuencias negativas de la radiación solar para nuestros ojos. Por tanto, el principal beneficio es evidente: usando gafas de sol preservamos nuestra salud ocular.

Pero hay otros beneficios que no tienen nada que ver con la salud de nuestros ojos:

  • Aportan mayor seguridad a la hora de conducir cualquier vehículo.
  • Si son gafas de sol polarizadas, nos permiten ver a través de cristales y superficies acuáticas, pues eliminan la mayor parte de los reflejos solares (por eso las gafas polarizadas son muy usadas por los pescadores).
  • Nos ayudan a ocultar lesiones y enrojecimientos oculares.
  • Son un buen elemento de camuflaje: pueden disimular nuestras facciones y evitar que terceras personas averigüen hacia dónde estamos mirando.
  • Bien conjuntadas, las gafas de sol se convierten en un complemento más de nuestra indumentaria y nos dan una imagen más sofisticada.

Sin embargo, los principales beneficios de las gafas de sol (el cuidado de nuestros ojos, la seguridad en la conducción y las propiedades antirreflejo de las gafas polarizadas) quedan anulados si adquirimos unas gafas de mercadillo, falsificadas o sin las correspondientes homologaciones.

Por eso es fundamental comprar nuestras gafas de sol en establecimientos de toda confianza como Vistafarma, una farmacia y óptica online donde podemos encontrar miles de modelos, todos ellos de marcas genuinas y con certificaciones auténticas.

Conclusiones

En definitiva, es muy importante usar gafas de sol cuando el sol aprieta, muy especialmente durante el final de la primavera, todo el verano y el principio del otoño.

Pero la misma importancia tiene que nos aseguremos de que las gafas adquiridas impidan que las radiaciones solares lleguen a nuestros ojos.

Adicionalmente, conviene disponer de al menos dos gafas de sol, unas más oscuras para cuando el sol está en su cénit y otras más claras para las horas cercanas a la salida y a la puesta del sol.

Y no caigamos en la tentación de ahorrarnos unos cuantos euros comprando gafas en bazares o mercadillos: lo único que conseguiremos es poner en riesgo nuestra salud ocular.

¿Por qué es imprescindible usar gafas de sol en verano?