martes. 26.10.2021 |
El tiempo
martes. 26.10.2021
El tiempo

Los gallegos vistos por Jhon Barlow a través de las recetas de cerdo

El autor del libro "Todo menos o cuiñar" y la traductora del inglés al gallego Bárbara Álvarez, presentaron en Ourense este primer libro de gastronomía y viajes de la recientemente creada editorial "Franouren".

El escritor está asentado en A Coruña con su familia desde hace años y allí concibió la idea, tras publicar otros seis libros de relatos y novelas, de elaborar un libro de viajes al estilo de los que abundan en Francia como "un año en Provenza".

"Enseguida me di cuenta de que de Galicia, sólo conocía A Coruña a pesar de llevar aquí 20 años por lo que tuve que coger el coche para descubrir el resto".

Según explicó, escogió un lugar en el mapa, fue hasta él y la visita terminó con una comida a base de cocido sobre el que comenzó a escribir.

"A partir de ahí me centré en la comida y la encajé en el retrato que quería hacer de los gallegos, pero basándome en los platos elaborados con carne de las distintas partes del cerdo".

Ese primer cocido fue en compañía de su familia y en un restaurante de pueblo en el que tuvieron que convencer a los propietarios para que les diesen de comer sin haber hecho reserva de mesa, lo que sirvió a Barlow para su iniciático viaje por el carácter gallego y su negatividad.

La visión de la bandeja vacía al terminar el ágape llevó a los comensales a articular la frase "comín todo menos o cuiñar" (en alusión al sonido que emiten los cerdos, semejante al orneo).

A partir de esa primera experiencia, el libro desgrana los diferentes encuentros del autor con platos de cerdo como la "cachucha" de Laza durante la celebración del lunes "borralleiro", en el tradicional entroido de esta villa de Ourense.

"El truco de la comida resultó bien para conocer Galicia" agregó, y no sólo el territorio y su gastronomía sino también a sus gentes de las que Barlow hizo un retrato "cariñoso", según le comentaron los primeros lectores.

Por el camino, dijo haber comido del cerdo "todo lo que se puede comer" incluso los sesos, que consiguió a través de "contactos" pues su venta no está autorizada.

Entre la veintena de apartados, el autor dijo guardar recuerdo especial de los dedicados al municipio lucense de Negueira de Muñíz " mágico y desconocido que muestra algo nuevo y diferente en cada lugar", agregó.

El libro ofrece un recorrido gastronómico por la cachucha prensada, el rabo del bar Orellas de Ourense, la oreja, los chorizos, el cocido y otros hasta la "derradeira tallada" de la página 285 en la que Barlow concluye que Galicia resistió los cambios bastante bien y a pesar de que ya hay restaurantes indios, árabes, japoneses.

"Algo me di que o lacón con grelos vai tardar moito en pasar de moda e dentro de unha xeración, as fiestras das carnicerías aínda seguirán engalanadas con  restras de churizos e algunha cachucha con gafas para facer chanza".

La lectura está salpimentada con un breve recorrido histórico de Galicia y entrevistas a Manuel Fraga y a una prima de Fidel Castro que vive Láncara.

Los gallegos vistos por Jhon Barlow a través de las recetas de cerdo
Comentarios