lunes. 20.09.2021 |
El tiempo
lunes. 20.09.2021
El tiempo

IoT y BigData: una nueva piel para el mundo

El primer quid para la transformación digital está compuesto por el Internet de las Cosas (Internet of Things), más conocido por el acrónimo IoT, y el BIGDATA, estando ambos íntimamente relacionados.

Utilizando una analogía sencilla para poder entenderlo, el IoT sería como los millones de toneladas de Krill, pequeños organismos que pueblan los océanos en su latitud norte, a donde acuden las ballenas BigData a alimentarse. Cada uno de esos pequeños organismos disponen de una información única que se corresponden con sus condiciones determinadas. Cuando esos datos individuales se suman a un conjunto pueden ser aprovechados desde el punto de vista estadístico para, por ejemplo, marcar tendencias y hacer previsiones.

Es decir, el IoT es, entre otros factores, el generador de trillones de datos que a posteriori concentrará y almacenará el BigData, para que estos puedan ser procesados y luego utilizados con diversos fines.

El IoT es el nutriente que alimenta el BigData, mientras que la computación y la IA (Inteligencia Artificial) son las responsables de hacer la digestión, y de aprovechar de la manera más eficiente toda esa información, de la forma mas gráfica posible, utilizando tecnologías Business Intelligence, para mayor beneficio del ecosistema tecnológico de la empresa.

Un hombre inteligente dijo hace unos años: "El IoT es dotar al mundo de una nueva piel", y otra persona lúcida también afirmó: "El IoT es la sensorización de la tierra".

"El Bigdata es el modo de recoger y analizar los datos de la IoT”

Sensorización de toda procedencia y cualidad, como de las  ciudades inteligentes, la demótica de nuestra casa, el cuerpo humano, los rebaños de animales, las especies salvajes, la meteorología, y un larguísimo etcétera que no tiene fin.

El BigData es la recopilación para su posterior procesamiento de gran cantidad de datos. 

Es sorprendente escuchar a personas responsables de grandes compañías de transporte y logística decir que hace años que manejan gran cantidad de datos de su empresa, y eso NO es #BigData. Un sistema BIGDATA es algo mucho más grande. 
Entre otros muchos factores, en BIGDATA se utiliza como regla mnemotécnica la regla de la 7 V’s, atendiendo a las características fundamentales que tiene que tener un sistema basado en BigData:

VOLUMEN: un gran volumen de datos.

VARIEDAD: de lugares y fuentes distintas y variadas.

VELOCIDAD: datos frescos y rápidos.

VIABLES: que lo que recopilamos le sirva a la empresa.

VALOR: datos valiosos para el fin que se pretende.

VISUALES: conectados con #businessintelligence.
 
Con este artículo no pretendo sentar cátedra sobre el Internet de las Cosas o el BIGDATA, sólo trato de acercar a los empresarios y ejecutivos que no están dentro del mundo tecnológico, los conceptos básicos de la transformación digital, de la manera más sencilla y didáctica posible.

El IoT y el BIGDATA, es decir, la sensorización del mundo y el procesado óptimo de esa sensorización, es uno del los 10 QUID de la transformación digital. Ponerlo de primero no es casualidad. A buen entendedor pocas palabras bastan. Y ahí lo dejo.

IoT y BigData: una nueva piel para el mundo
Comentarios