lunes. 06.12.2021 |
El tiempo
lunes. 06.12.2021
El tiempo

¿Bitcoin sostenible para el 2030?

Bitcoin. EP
Bitcoin. EP

La tecnología de enfriamiento inmersivo puede ayudar con la transición a la minería de Bitcoin de cero emisiones según el miembro del Consejo de Minería de Bitcoin (BMC), Hass McCook.

McCook, cree que la industria está en camino de alcanzar la meta para 2030.

¿Bitcoin sostenible para el 2030?

Una de las críticas más feroces hacia el uso y la masificación de Bitcoin habla sobre su consumo de energía. El alto costo energético de minar Bitcoin es un lugar común entre sus detractores. Los entusiastas de esta tecnología, durante mucho tiempo, han buscado maneras de solucionarlo. Otras criptomonedas, como Cardano, se han popularizado por el uso de algoritmos de Prueba de Participación como una solución. Este tipo de minería no requiere el uso de procesadores potentes, solo pide a los mineros mantener sus monedas. Pero Bitcoin sigue siendo la blockchain más popular y es necesario buscar alternativas para que su minería sea más ecológica. Ahora mismo comprar dogecoin, bitcoin o cualquier otra criptomoneda tiene su huella en el medio ambiente.

Para julio de 2021 la minería de Bitcoin tenía un consumo energético de más de 130 TWh. Esta energía es suficiente para iluminar el estado de Georgia y sobrepasa el consumo de Las Vegas y New York. Por suerte, el uso de energías renovables se ha popularizado entre los mineros. En Estados Unidos, el segundo país con más mineros actualmente, la minería verde va en aumento. Muchas compañías optan por utilizar energía solar y eólica, así como derivados del carbón, para producir nuevos bitcoins. Sin embargo, una nueva tecnología, llamada refrigeración inmersiva, está ganando terreno en el sector y puede masificarse en los próximos años.

Tecnología de refrigeración inmersiva

La tecnología de refrigeración inmersiva es una forma de minar que se ha extendido en el último año. Esta técnica consiste en sumergir los dispositivos ASIC en un fluido especial. Este material reduce el calor generado por el equipo y rehúsa esta energía térmica para otros propósitos. Además, al operar a temperaturas más bajas, los mineros no necesitan ventiladores para refrigeración. Gracias a esto, dedican más recursos a la solución de hashes, aumentando su productividad. La tecnología de refrigeración inmersiva es una solución para que los mineros reduzcan su huella de carbono, a la vez que aumentan las posibles ganancias.

La compañía minera Riot Blockchain anunció en octubre que aplicaría la refrigeración inmersiva a dos edificios de ASIC. El total de energía que computarán estos dispositivos es de 200 MW. El CEO de la compañía, Jason Les, afirmó que son los primeros en usar esta tecnología a gran escala. "Luego de meses de investigación y desarrollo, Riot se enorgullece de ser pionera en el uso de esta tecnología". Según estudios preliminares, se espera que esta técnica aumente la productividad de los ASIC de 25% a 50%. Este aumento en la productividad también puede tener un efecto en la red de Bitcoin. Si más mineros utilizan esta tecnología, el poder de procesamiento total aumentará, afectando la dificultad.

El futuro de Bitcoin se está volviendo cada vez más verde

El presentador del podcast Around the Coin, Brain Roemmele, celebró el uso de esta tecnología en su cuenta de Twitter. Junto a una imagen de mineros sumergidos, Roemmele indicó que esta técnica reduce el 95% del ruido y el calor. Para 2024, asegura, Bitcoin será 100% sostenible. Hass McCook, miembro del Consejo de Minería de Bitcoin, también afirma que la tecnología de refrigeración inmersiva es la solución. Sin embargo, cree que la estimación de Roemmele es muy ambiciosa y apuesta más por el 2030. La ventaja de esta técnica es el beneficio para los mineros, según McCook. Su uso ofrece ganancias mayores, más allá del beneficio ambiental.

"La refrigeración inmersiva puede reducir la necesidad de reemplazar los equipos y la energía necesaria para enfriarlos", indica McCook. "A la vez que mitiga el impacto ambiental de la minería, lo hace de una manera que es atractiva para los mineros". Este tema es el más importante, pues los mineros no cambiarán su forma de hacer las cosas por cuestiones ambientales. Si el beneficio es menor o igual, es menos costoso seguir con la misma técnica. El uso de esta técnica también reduce el gasto de las compañías fabricantes. Al hacer que los equipos funcionen mejor, los mineros no necesitan reemplazarlos tan a menudo. Los fabricantes, por su parte, reducen su producción y se pueden enfocar en el desarrollo de otros dispositivos.

El camino de las criptomonedas hacia un futuro más sostenible

La sostenibilidad y el cuidado del ambiente son temas que están cada vez más en boga. Los cambios climáticos de los últimos años han llevado a muchos países a buscar maneras más sostenibles de generar energía. Michael Saylor, CEO de la compañía MicroStrategy, refiere un aumento en el uso de energías renovables para minar Bitcoin. Las razones, según Saylor, son el aumento de mineros en Estados Unidos y la disminución en China. Pero para lograr que Bitcoin sea carbono neutral para 2030 es necesario más que eso. Además del uso de la refrigeración inmersiva, es necesario que la fuente principal de energía sea renovable.

¿Bitcoin sostenible para el 2030?